Opinarg

Una celebración diferente para Francia


14 de julio de 2020

Compartir esta nota en

Los festejos por su día nacional tuvieron grandes cambios a causa de la pandemia del coronavirus.

Desde 1880 y hasta 2019, los franceses habían celebrado su fiesta nacional con un gran desfile militar en los Campos Elíseos, frente al presidente, distinguidos invitados y una gran público que recordaba el asalto de la fortaleza de la Bastilla que desencadenó la Revolución Francesa en 1789.

Este año, la ceremonia arrancó por primera vez en la Plaza de la Concordia sin tanques o tropas a pie, aunque se decidió mantener el desfile aéreo, con alrededor de veinte helicópteros y cincuenta aviones, incluido un dispositivo de transporte A400M y un avión de reabastecimiento de combustible de la Fuerza Aérea A330, utilizado para transferir pacientes con Covid-19 de las regiones francesas más saturadas.

De pie en la parte trasera de un jeep militar, el presidente Emmanuel Macron, sin máscara protectora, revisó las filas de las tropas dispuestas de acuerdo a los protocolos de distanciamiento social, después de un despegue de aviones militares como parte del desfile aéreo.

En la edición 2020 de 14 de julio, se reservó un homenaje especial al general Charles de Gaulle, cuya memoria se celebra este año con motivo de un triple aniversario: el 130 de su nacimiento, el 50 de su muerte, y el 80 de la apelación del 18 de junio 1940.

Sin embargo, en torno al tema "una nación comprometida, unida y unida", el personal de salud, militar y los sectores que batallaron contra la pandemia están en el centro de la ceremonia. El Servicio de Salud de las Fuerzas Armadas (SSA) será especialmente honrado.

Fuente: France24

Compartir esta nota en